Leoni, Pompeo

From Diccionario Interactivo Ceán Bermúdez
(Redirected from Leoni, Pompeyo)
Jump to navigation Jump to search
Leoni, Pompeo
normal
Especialidad Escultor,Grabador de medallas o en hueco
Nacimiento h.1530 Milán (Italia)
Fallecimiento 1608 Madrid
Cronología XVI-XVII
Ciudad de trabajo Madrid (El Aranjuez, El Escorial (Comunidad de Madrid), Valladolid, Palencia, Lerma (Burgos (Castilla y León), Guadalupe (Cáceres, Extremadura)
Ubicación en el diccionario Tomo 3, Página 24, Letra Letra L, Grupo Grupo LE
Referencia bibliográfica *M. Arias Martínez, "Real Academia de la Historia D.B-e", en Pompeo Leoni. Accesible en: https://dbe.rah.es/biografias/11976/pompeo-leoni (consultado en 26710/2021)


Leoni (Pompeyo) escultor y grabador en hueco. Apenas se distinguen sus obras de las del padre y su maestro León, a quién igualó en mérito y habilidad, como dice Vasari. Nació en Italia y acaso en Milán, donde residía el padre antes de seguir al emperador Carlos V. Con él vino a España y luego que León se restituyó el año de 1558 a su casa Aureliana, que tenia en Milán, quedó Pompeyo sirviendo á Felipe II.

Desde este tiempo se ocupó en hacer estatuas, bustosy medallas en bronce y mármol de este soberano [ Felipe II ] de sus mujeres [ María Manuela de Portugal, María Tudor, Isabel de Valois, Ana de Austria ], del emperador [ Carlos V ] y otras obras repartidas por el reino, que de algunas daremos razón al fin. En 570 ejecutó las estatuas colosales, imitando al bronce para un arco triunfal de orden corintio, que se colocó junto al Prado, y las de otro de orden dórico, que se levantó en medio de la calle mayor con motivo de la entrada en Madrid de dona Ana de Austria, mujer de Felipe II. En 71 el cabildo de la santa iglesia de Toledo le encargó un magnífico pedestal de mármol y broncespara la urna en que estaba el cuerpo de san Eugenio (traído a aquella catedral el año anterior) por el precio de 1,500 ducados, obligándose á darle concluido para el día del santo de 72, cuyo plazo no cumplió, ni llegó a principiar los bronces. Y en 74 tasó como tercero en discordia los dos atriles que están a los lados en el coro de la misma catedral, ejecutados por los Vergara.

Deseando Felipe II hacer un magnífico retablo mayor para la iglesia de San Lorenzo el real, concertó con Jácome Trezo, Pompeyo Leoni y Juan Bautista Comane el modo y la materia, y habiendo delineado la traza Juan de Herrera, se celebró escritura en el Escorial el día 10 de enero de 579 a presencia de varios sujetos condecorados con las condiciones que se expresan en el articulo de Jácome Trezzo, obligándose Pompeyo y los otros dos artistas a darle concluido en cuatro años, suministrándoles para principiar 20,000 ducados que se irían descontando a proporción de la entrega de lo que trabajasen, y al fin del plazo se les pagaría respectivamente, según tasación de peritos que para ello se nombrasen.

Pompeyo propuso después al rey que convendría mucho al buen desempeño de la escultura que se le había encargado el que pasase a Milán a ejecutarla en compañía de su padre, que todavía vivía allí, de lo que se holgó mucho S. M. por las buenas noticias que tenia de su habilidad, y por lo bien que había servido a su padre el emperador.

Con fecha de 5 de julio de aquel año se despachó real cédula, firmada en san Lorenzo, al marqués de Ayamonte, gobernador de aquel estado, dándole cuenta del asiento celebrado con Pompeyo y del proyecto de pasar allá para valerse de la ayuda y dirección de su padre en aquella obra, encargándole así lo hiciese saber a León, y que los atendiese en cuanto Fuese necesario al buen éxito y cabal desempeño.

Tardó Pompeyo en salir de Madrid hasta el año de 582, y en 12 de marzo del mismo se hizo un inventario por Domingo de Portillo, escribano, a presencia de Juan de Ibarra, Luis Hurtado y del mismo Leoni, de las estatuas de bronce y [ estatuas de ] mármol que había trabajado para el rey de tenia a su cargo en su casa de la carrera san Francisco, juntó a los niños doctrinos [ colegio de los niños Doctrinos en la carrera de San Francisco ], cuyas obras se quedaron después cerradas en el mismo obrador de Pompeyo con dos candados, llevándose las llaves Juan de Ibarra y Luis Hurtado, cada uno la suya, de lo que dio fe el escribano. Entre estas estatuas y bustos, que eran trece, todos retratos de Carlos [ V ], de Felipe II y de sus mujeres[ Isabel de Portugal, María Manuela de Portugal, María Tudor, Isabel de Valois, Ana de Austria ] , había un pedestal de mármol, embutido en jaspes, que dijo Pompeyo le había hecho para la catedral de Toledo, y era el mismo de que hablamos arriba, y aun no estaba concluido.

Partió al fin para Milán, y llevó á su hijo Miguel para que le ayudase y se despacharon varias reales órdenes, fechas en Lisboa en aquel año a don Sancho de Guevara y Padilla, castellano del castillo de Milán, avisándole de la salida de Leoni, y del objeto de ella, y encargándole estuviese a la vista de la obra por la prisa que corría, y que le suministrase lo necesario con la prevención de que llevaba un crédito de 6,000 ducados, que se le debía pagar con proporción a su necesidad; y a los alcaldes de sacas y cosas vedadas, y a los aduaneros para que le dejasen pasar a Pompeyo y su hijo con su equipaje, compuesto de ricas alhajas, pinturas, antiguallas [ antigüedades ], libros y diseños.

Permaneció en Milán hasta el año de, 1589, bajo la dirección de su padre hasta el de 85 en que se cree haya fallecido. Es imponderable el celo y ansia con que Felipe II suspiraba en todo este tiempo por la conclusión de esta obra, llevando una correspondencia seguida con Padilla, a quien encargaba le avisase su estado y adelantamiento y que le enviase todo lo que se fuese concluyendo, aunque fuera una sola estatua, lo que así se ejecutó con toda puntualidad, teniendo que ceder el rey a la rectitud de su carácter y justicia, viendo cumplido el plazo contratado cuando no se estaba a la mitad del trabajo, y que condescender a las repetidas instancias de Pompeyo, que cada mes pedía socorros, gratificaciones y adelantamientos, cuyas cantidades concedidas por S. M. excedían en mucho a lo que le correspondía por la contrata.

Concluida la obra volvió á España, y estando el rey en Burgos le perdonó en 7 de septiembre de 1592 3,000 ducados en que le alcanzaba para que pagase sus deudas; y teniendo S. M. en consideración treinta y cuatro años que le servía y el buen desempeño de la obra, mandó testarlos y borrarlos. Por otra real cédula del mismo día y año vino el rey en concederle 500 ducados perpetuamente para él y sus sucesores por juro de heredad, que se impusieron e la renta de los azúcares de Granada; y estando S. M. en Griñón el día 1.º de junio de 93 le señaló 50 ducados al mes por todos los días de su vida. Felipe III confirmó esta gracia en Valladolid á 26 de enero de 1603.

En el propio año de 93 se encargó Pompeyo de ejecutar las diez estatuas en bronce, mayores que el natural, para los dos entierros del presbiterio de la iglesia del Escorial; y en el de 94 se mando entregarle 1,000 ducados para los gastos de esta obra. Tenia concluidas las cinco del lado del evangelio con el sitial en 24 de abril de 97, y ofreció no levantar la mano en dieciocho meses en que daría acabadas las del de la, epístola, y que S. M. le había de dar por las hechuras 7,000 ducados; pero que si las concluía antes de este plazo se le aumentarían 200 por cada mes que adelantase. Así lo aprobó el rey y él lo cumplió.

En el archivo del convento de san Felipe el Real [ convento de San Felipe el Real de padres agustinos calzados en la calle Mayor ] hay una propuesta hecha por el prior a la comunidad en 6 de octubre de 1595, que dice así: “Si les parecía que para el retablo que se ha de hacer para la capilla mayor de este convento, se haga con toda perfección y conforme a lo que pide y requiere tal obra, y esta se haga por el maestro de mejor nombre y fama que se sabe por lo tocante a los bultos [ estatuas ] que se han de hacer, que han de ser nueve, y estos hará Pompeyo León, conforme a lo que con él está tratado ¿si se le darán 900 ducados para que los haga ? y respondieron los padres, que se le den los dichos 900 ducados." Estas nueve estatuas, que trabajó, perecieron, en el incendio acaecido en esta iglesia el año de 1718.

Se le encargó después el retablo de Nuestra señora de Atocha [ convento de dominicos al remate del paseo de Atocha ], y estando Felipe III en Valencia mandó pagarle en 9 de marzo de 599, 1,400 ducados en que se había ajustado. No existe este retablo, que sería bueno, y en su lugar hay uno [ retablo ] de mal gusto. También mando el rey en 27 de febrero de 603 que se le satisficiesen 6,000 ducados que aun se le debían por finiquito de la cuenta de lo que había trabajado en los entierros del Escorial; pero que había de ser en vellón del que se sellaba en Segovia y en dos plazos: 3,000 por san Juan y los otros 3,000 por navidad del mismo año.

Siguió con la corte a Valladolid, en donde, en Palencia y en Lerma ejecutó las obras que después diremos, y falleció en Madrid el año de 1610, como se infiere de lo dicho en el artículo de su hijo Miguel y de lo que expone Carducho, cuando habla de su almoneda en esta corte, en la que compró muchas pinturas el Príncipe de Gales. De todo esto se deduce cuanto se equivocó don Antonio Palomino en asegurar que Pompeyo o volvió a Milán, y que murió allí el año de 1600, y don Antonio Ponz en haberle seguido ciegamente.

Fue grande y muy escogida la colección que Leoni tenia en Madrid: Carducho dice, que con particular desvelo se preció de juntar lo mejor, y que entre las muchas y buenas cosas que poseía se celebraba una lámina de a tercia de mano de Coregio, que había traído de Italia, en donde formó el principal caudal de sus alhajas [ obras de arte ]. Esta pasó por su muerte a poder de don Andrés Velázquez, quien la vendió al príncipe de Gales en 2,000 escudos. Por estas preciosidades que Pompeyo trajo a España, por lo que contribuyó con ellas a fomentar el buen gusto y afición a las bellas artes entre los grandes y demás caballeros, y mucho más por las excelentes obras de su mano que nos dejó en el reino, debemos celebrarle por uno de los mejores maestros que concurrieron en Castilla a la exaltación de la escultura, enseñando a los profesores españoles la corrección del dibujo, la nobleza de los caracteres, las formas grandiosas, la delicadeza, gusto y propiedad en el adorno, de las vestiduras, la sencillez en las actitudes y otras nobles partes que se hallan en sus estatuas y bustos. Las que conocemos públicas son estas.

ARANJUEZ

Jardinito de los Césares

-Una estatua del tamaño del natural, que representa a Felipe III, joven y armado: dos medallas del emperador Carlos V y de su esposa [ Isabel de Portugal ]: todo de mármol; y dos bustos de bronce: debajo de ellos se lee: infanta Margarita=leonora.


ESCORIAL

Real Monasterio

Quince estatuas de bronce doradas y distribuidas en el retablo mayor en esta forma: los cuatro doctores [ san Ambrosio, San Gregorio, San Jerónimo, san Agustín ] en los nichos de los intercolumnios del primer cuerpo, que son del tamaño del natural con ricas vestiduras: los cuatro evangelistas [ Mateo, Marcos, Lucas, Juan ] en el segundo, mayores que los primeros: en el tercero Santiago y san Andrés, de siete pies y medio de alto cada uno: en el ático el crucifijo [ Jesús crucificado ], la Virgen y san Juan; y en los extremos del retablo san Pedro y san Pablo, cuya altura es de nueve pies y medio. Las estatuitas [ estatuas ] del Salvador [ Jesús Crucificado ] y de los apóstoles [ san Pedro, san Andrés, Santiago el Mayor, san Juan, santo Tomás, san Mateo, san Simón, Santiago el Menor, san Felipe, san Bartolomé san Judas Tadeo, san Matías ] de la misma materia en el tabernáculo, y el adorno arquitectónico de bronce, que contiene el retablo.

Las estatuas y sitiales de los entierros del presbiterio, todas arrodilladas y mayores que el natural, son también de bronce dorado, y los mantos de los héroes están esmaltados con piedras de colores, y tienen la particular circunstancia que se pueden quitar y doblar como si fuesen de seda. En el del lado del evangelio está la de Carlos Vcon un sitial por delante, y detrás las de su mujer doña Isabel [ de Portugal ], de la emperatriz doña María [ de Austria ] su hija y de sus hermanas las reinas de [ Leonor de ] Franciay de [ María de ] Hungría: hay en el de la epístola la de Felipe II armado, y a los lados la de la reina doña Ana [ de Austria ], madre de Felipe III, la de la reina doña María [ Manuela de Portugal ], madre del príncipe don Carlos, la de este detrás y la de la reina Isabel [ de Valois ] madre de la infanta doña Isabel.


MADRID

Palacio Nuevo [ Palacio Real ]

-En el guardajoyas el busto de un personaje, que por el traje parece español.

Descalzas Reales [ Convento de nuestra señora de la Consolación de monjas Franciscanas en la plazuela de las Descalzas ]

-La estatua de la infanta doña Juana princesa del Brasil, e hija de Carlos V, que fundó este convento, puesta de rodillas sobre un pedestal de su entierro.


GUADALUPE

Monasterio de Jerónimos

-Otra estatua de esta princesa [ doña Juana, princesa del Brasil, hija de Carlos V ] la de su marido [ Juan de Portugal ] arrodilladas, en la capilla de los cuatro altares.


VALLADOLID

San Pablo. Dominicos

Las de los duques de Lerma [ Francisco Gómez de Sandoval y Rojas y Catalina de la Cerda ] de bronce en la misma actitud [ arrodillados ] en su sepulcro, que está el presbiterio de la iglesia.

Parroquia de san Miguel y san Julián

-Cuatro apóstoles en el retablo mayor de esta iglesia, que fue antes de jesuitas, y el san Miguelque vino de la parroquia antigua.


PALENCIA

Dominicos

-La estatua de don Francisco de Rojas, marques de Poza, y otras de su sepulcro, colocado en el lado de la epístola del presbiterio.


LERMA.

Colegiata

-La del cardenal duque de Lerma [ Francisco Gómez de Sandoval y Rojas ] del tamaño del natural, arrodillada sobre una almohada con sitial por delante: está en un magnífico pedestal en el lado del evangelio.

Junta de obras y bosques, Archivo de la Catedral de Toledo y de San Felipe el Real, Mtro. Juan López de Hoyos, Vasari, Sigüenza, Carducho, Palomino, Ponz.

(Tomo III, pp.24-34)

Consulta <Leoni, Pompeo> en el libro[edit]

Cargando libro ...

Autores relacionados por Grupo LE[edit]